Nueve comunidades españolas contemplan bajar los impuestos a casinos y bingos

Nueve comunidades españolas contemplan bajar los impuestos a casinos y bingos

Publicado el 07/03/13 - por Amores, Esther

Los casinos y bingos españoles tienen una presión de tasas de hasta el 60% de sus beneficios mientras que la del juego online es del 25%.

Las comunidades autónomas de Aragón, Asturias, Madrid, Murcia, Castilla y León, La Rioja, Extremadura, Castilla y la Mancha y Valencia prevén rebajas o bonificaciones y exenciones al juego en sus presupuestos de 2013, tal como se ha anunciado hace solamente unos días.

Sin duda alguna, ésta es una noticia que caerá muy bien en el sector de casinos y bingos en vivo ya que desde el auge de los casinos online, este sector pierde dinero de manera continuada y se encuentra en un momento muy delicado.

Y es que con la crisis económica que sufre el país, la caída de la actividad ha sido acrecentada provocando una pérdida de 45.000 empleos desde 2008. El sector aporta 77.300 empleos directos y 170.000 indirectos, cifras nada desdeñables.

De hecho, al menos la mitad de los 39 casinos que existen en España iniciaron un ERE y 10 de ellos han cerrado, lo que da buena cuenta de la profunda crisis que vive el sector del juego presencial.

Además, su contribución a las arcas del estado es destacada. En 2011, de los 9.614,2 millones de euros que se ingresaron en Hacienda, 6.400 millones de euros vinieron de los casinos y bingos.

De esta forma, las comunidades autónomas mencionadas recibirán con esta medida un impulso a sus actividades al fin de mantenerse operativas y mantener el número de empleos. Y es que en tiempo de crisis, y con la fuerte carga fiscal de los casinos y bingos, estas rebajas y exenciones caerán muy bien en el sector, el cual llevaba tiempo pidiendo al ejecutivo que redujera sus impuestos para fomentar su actividad.

Otro factor que ha influido mucho en la caída de visitantes a casinos y bingos ha sido la aprobada Ley Antitabaco que prohíbe fumar en cualquier espacio abierto al público. Aunque, el auge del juego online también ha sido un fuerte detonante, al igual que en otros sectores como el de la hostelería, los bingos y casinos han sufrido un efecto perjudicial con la polémica ley.

Esperemos que el resto de comunidades autónomas de España se animen a seguir estas medidas con el fin de facilitar a este sector su supervivencia en tiempos de crisis y evitar así que se siga destruyendo empleo.

No obstante, el juego representa el 2,6% del PIB de España, según el Anuario del Juego 2011/2012 de la Fundación Codere y la Universidad Carlos III. Sin embargo, se jugó un 20% menos respecto a 2011.