Adelson consigue 2.573 millones de euros tras descartar Eurovegas

Adelson consigue 2.573 millones de euros tras descartar Eurovegas

Publicado el 03/01/14 - por Amores, Esther

El magnate norteamericano recibirá de varios bancos compromisos de crédito renovable y préstamos a plazo B.

La inversión extranjera que estaba proyectada en España con el desarrollo de Eurovegas ha terminado con la nota negativa de cancelarse pero esta decisión ha tenido consecuencias positivas para el promotor del proyecto, Sheldon Adelson, multimillonario estadounidense propietario de varios casinos en Las Vegas y Macao.

De hecho, días después de publicarse la decisión de abandonar Eurovegas, Adelson logró un acuerdo con varios bancos para financiar desarrollos y aplazar vencimientos de deuda.

Entre las entidades financieras están Goldman Sachs Crédit Partners LP, Citigroup Global Markets, Scotiabank, Credit Suisse AG, Cayman Islands Brancj, Barclays capital y JP Morgan Chase Bank.

Con dicho acuerdo Las Vegas Sands, empresa multinacional propiedad de Sheldon Adelson, recibirá 919 millones de euros en compromisos de crédito renovable y préstamos a plazo B por una cantidad de 1.654 millones de euros.

Y es que estaba claro que las financieras aplaudirían la decisión de abandonarse el proyecto de Eurovegas porque semanas antes de anunciarse el fin del macro-complejo algunas entidades habían elaborado informes en los que se aconsejaba descartarlo, algo que quiz’a haya influido en la decisión definitiva de no seguir adelante con la idea.

El grupo JP Morgan señalaba que “el gran proyecto en España de Las Vegas Sands podría ser archivado”.

Es más, añadían que “la dirección de Las Vegas Sands ha hablado muy poco sobre este caso con los analistas de JP Morgan en comparación con otras manifestaciones, haciéndonos pensar que es difícil que logren más concesiones de Madrid, provocando que Las Vegas Sands reforme sus previsiones”.

El proyecto de Eurovegas muy abanderado por el gobierno regional de Madrid al final ha quedado en la nada después de que se anunciase el proyecto en 2012. Las interminables negociaciones con el ejecutivo madrileño no han llegado a buen puerto, lo que seguramente alegrará a los numerosos grupos que se habían posicionado en contra del proyecto.

La verdad es que las condiciones de Adelson al ejecutivo español eran excesivas. Primero la modificación de la polémica ley en contra del tabaco para que se pudiese fumar dentro de los casinos y después ventajas tributarias y subvenciones para los mismos.

La lectura de todo esto es que al final Adelson pudo cambiar de opinión y solicitó tantas peticiones para terminar descartando el proyecto por la falta de colaboración del Gobierno español y no por la verdadera razón, que ya no quería construir este proyecto en España.

Verdad o no, el único que sabe a ciencia cierta las razones por las que Eurovegas no ha salido adelante es Sheldon Adelson, personaje polémico donde los haya.